sec-corbata

La ideología goza de buena salud

Por estos días, una encuesta de Ibarómetro que midió la ideología de los argentinos –o al menos lo intentó en la medida que una cosa así fuese posible– determinó que la política sigue siendo mucho más compleja que una tarea de publicistas y operaciones mediáticas de todo tipo.

En sus partes más salientes el trabajo señala que ocho de cada diez argentinos está convencido de que es el Estado el que debe asegurar el bienestar de la gente. Es decir, una gran mayoría ya no cree en la receta de un Estado pequeño y raquítico para dejar lugar a que el mercado regule las actividades principales de hombres y mujeres de una nación.

A decir verdad, es mala época para aquellos que profesan esas ideas económicas y políticas. Sobre todo teniendo en cuenta que es el mismísimo Papa Francisco el que apunta de manera permanente al plexo del capitalismo. Ojo, nadie está diciendo que Bergoglio pregone el fin del sistema capitalista sino que está advirtiendo que las asimetrías no pueden continuar profundizándose al punto de hacer intolerable la vida. Ahí, en esas desigualdades es donde el Estado interviene para atenuarlas, aunque más no sea.

Al parecer, estas ideas tienen apoyo hoy en la Argentina y por eso el ideológo del PRO Jaime Durán Barba no sólo le recomendó a Mauricio Macri que de un giro de 180 grados en su discurso y comience a defender las estatizaciones y las medidas supuestamente “populistas” que antes criticaba; sino que además llegó al bochorno de elaborar un instructivo interno para que los dirigentes del PRO sepan cómo explicar este cambio rotundo de discurso. Esto y creer que la gente es totalmente estúpida, es casi lo mismo.

La encuesta de Ibarómetro es particularmente ilustrativa cuando señala que de 0 a 10, tomando al 0 como la derecha y al 10 como la izquierda; la población nacional se encuentra en un 5,9 por ciento. Es decir, inclinada hacia la centroizquierda. Una avenida que es sumamente difícil para recorrer desde el macrismo y en la que también tendrá dificultades para circular –a pesar de su pericia al volante– el candidato a senador nacional de ese sector Carlos Reutemann.

Al menos una cosa es bastante clara: Las ideologías no han muerto.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo