sec-reposera

Esa gente que ve rostros donde no los hay

Calma, no te aqueja ninguna tara que desemboque en la locura. No al menos en esta nota. La pareidolia es el fenómeno ilusorio del cerebro que hace que se vean caras en objetos que nada tienen que ver con rasgos faciales

Le pasa a mucha gente, y no es para preocuparse. La pareidolia es un fenómeno que hace que se vean o identifiquen rasgos faciales en objetos y elementos que nada tienen que ver con caras, desde cajas de cartón hasta las fachadas de las casas.

En realidad, esta percepción se debe a una ilusión que el cerebro percibe de manera errónea como algo con una forma que en realidad no tiene. Y para muestra, acá algunos ejemplos de este “efecto especial” que se crea solo.

Esta orquídea más bien parece un pajarito.
¡Cuidado con este terrorífico pororó! Para comerlo en el cine, mirando una de terror.
Un pollo en la Iglesia, o una Iglesia pollo...
Medir debe ser un trabajo muy feliz.
En cambio, ser lavatorio público suele tener sus sinsabores.
Los objetos atónitos están a la orden del día. Pobre caja, ¿qué habrá visto?
Es un submarino...¿o una ballena feliz?
Aquí hay algo que no se batió bien...

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo