sec-corbata

El descanso dominical tiene voces en contra

Luego de la expresión del presidente del Concejo Miguel Zamarini de la importancia de aprobar de forma inmediata la adhesión rosarina a la Ley de descanso dominical, ediles de diversos sectores respondieron con negativas y analizaron los pormenores del proyecto.

El concejal radical, Martín Rosúa, y el macrista Carlos Cardozo manifestaron su rechazo a la adhesión “express” de la ciudad de Rosario a la Ley de Descanso Dominical recientemente sancionada por la Legislatura Provincial.

“No podemos dar un tratamiento express a un tema tan importante. Hay que profundizar sobre las medidas y fundamentalmente las consecuencias. Estamos hablando, ni más ni menos, que del peligro de las fuentes laborales”, arguyó el edil de la UCR Martín Rosúa.

 En coincidencia con Rosúa, el concejal del PRO Carlos Cardozo dijo que “resulta cuanto menos irresponsable darle tratamiento express a un tema tan sensible, porque no sabemos los efectos económicos de una medida de esa naturaleza, y una temática de esta índole debería ser tratada de manera metropolitana, tomando una determinación en conjunto con las otras municipalidades y comunas del Gran Rosario”.

Según los planteos de ambos ediles, sería una irresponsabilidad política si se sanciona esta medida “sin tener en cuenta las consecuencias que puede generar en materia de cierres de establecimientos o conflictos en materia de empleo”, ya que no hubo aún “un estudio de impacto económico que pueda respaldar este dictamen”.

 En relación a ello, Rosúa destacó que “quita previsibilidad a los efectos derivados de lo legislado en un momento de recesión de la economía, donde peligran muchos puestos de trabajo. Si nos equivocamos, pueden quedar muchos rosarinos en la calle”. Y sobre el complejo esquema económico nacional, Cardozo agregó que hay “altas expectativas inflacionarias y desde la Municipalidad de Rosario se acaba de impulsar un aumento de tasas y DREI que termina impactando en toda la cadena de la economía regional y local”.

Por otra parte, Cardozo arguye que “en la Comisión de Gobierno hay mas de quince pedidos de audiencia de diversas organizaciones no gubernamentales, de la sociedad civil y de estudios sociales y económicos que quieren expresarse sobre el tema y es nuestra obligación escucharlos, así como también a todos los actores involucrados, sindicales, empresariales y quienes tengan algo para decir, por lo que forzar el tratamiento sobre tablas no tiene asidero alguno”.

A su turno, Rosúa fustigó que la medida es arbitraria ya que “no queda claro el motivo por el cual los trabajadores de un sector tendrían derecho al descanso y los de muchos otros rubros no. Ese es otro debate que no se ha dado y que vendrá como efecto colateral si la medida se aprueba”, profundizó.

 “¿El trabajador de un supermercado tiene un mejor derecho a descansar y disfrutar el domingo en familia que un trabajador de un bar o de una estación de servicios? ¿Es razonable el criterio de distinción entre trabajadores”?, se preguntó el edil radical a modo de conclusión.

Finalmente, el concejal del bloque Unión PRO Federal comentó: “Hemos escuchado en estos días varias voces de destacados juristas cuestionando la legalidad de la ley que transfiere a los municipios la potestad de decidir sobre esta cuestión, por lo que nos parece lógico también prestar atención a los diversos profesionales del derecho, ya que la opinión no es unánime”.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo