Ir al super en Rosario, más caro que en Montevideo, Madrid y París

Surge al relevar una misma canasta de 20 productos de consumo habitual de importantes cadenas minoristas de cada una de las ciudades. La ecuación se invierte levemente al comparar precios con Santiago de Chile, otra capital latinoamericana. El proceso inflacionario de los últimos años y el aumento indiscriminado de diciembre y enero, dos claves para entender el fenómeno

La frase se escucha al atravesar cualquier ingreso de un supermercado. "Está todo carísimo", se quejan y maldicen los consumidores de todas las edades. Es que con la inflación en alza (3,5% en enero, según analistas privados), la rutina de "hacer la compra" se transformó en un verdadero calvario para la mayoría de los rosarinos. La sensación térmica de quienes caminan con sus changuitos por las góndolas condice con los datos de la realidad: ir al super hoy en Rosario sale más caro que hacerlo en Madrid o París, dos de las principales capitales europeas.

Así lo revela un muestreo de precios realizado por Rosarioplus.com sobre 20 alimentos, bebidas y productos de consumo habitual en importantes cadenas minoristas de cada una de las ciudades (Madrid, París, Montevideo y Santiago de Chile), según los precios que publican en sus tiendas virtuales. 

En el rubro almacén, los productos seleccionados fueron café, arroz, azúcar, harina, puré de tomate, espaguetis, cereales (primera marca) y pan lactal. La lista de alimentos frescos la componen huevos (docena), salchichas (primera marca), queso rallado y patas de pollo. Agua mineral y gaseosa (primera marca) integran el grupo de bebidas, mientras que champú (primera marca), papel higiénico (primera marca) y pasta dental (primera marca), los productos de tocador. El relevamiento incluye además leche (lácteo), papas (verdulería) y papas fritas de copetín (snack).  

Al convertir los valores a pesos argentinos, tomando el cambio oficial del último día hábil antes del feriado largo --14,50 para el dólar y 16,26 para el euro--, la conclusión fue que la misma mercadería que en Rosario cuesta 902,15 pesos, hoy sale 39% menos en Madrid (649 pesos), 22% menos en París (738,30 pesos) y 0,9% en Montevideo (893,90 pesos).

La ecuación solo se invierte en la comparación con Santiago de Chile, una de las ciudades más caras de nuestro continente. En la capital chilena, la compra salió 62,64 dólares, es decir 908,20 pesos (0,6% por arriba de Rosario).  

Diferencias abultadas

Las cinco compras se realizaron en las plataformas digitales de los principales supermercados de cada ciudad. La comparación obedece en algunos casos a primeras marcas y en otros a los precios más baratos del listado.

El litro de leche larga vida más económico en Rosario cuesta 13 pesos. En donde menos se paga es en Montevideo (9,40). En París sale 10,24 pesos (0,63 euros) y en Madrid 10,89 pesos (0,67 euros). Para llevarse el mismo producto en Santiago hay que desembolsar un dólar, lo que equivale a 14,50 pesos.

Una de las mayores diferencias entre Rosario y las otras cuatro ciudades aparece en el precio del pan lactal de 750 gramos. En nuestras góndolas, se consigue a 60 pesos, mientras que en París a 22,75, Santiago a 26, Madrid a 30 y Montevideo a 47,50.

Respecto a una gaseosa de primera marca de 1,5 litros, los precios de Rosario se ubican en la mitad del escalonamiento. En un super local, se consigue a 19,25 pesos, bastante más que en el viejo continente: 13,90 en Madrid y 14,65 en París. Los montos se incrementan en las ciudades vecinas: 23 en Santiago y 33,90 en Montevideo.

Otra diferencia abismal se da con un paquete de 12 rollos de papel higiénico de primera marca. En Rosario, este producto cuesta 117,69 pesos. En París y Madrid sale casi una tercera parte (38,40 y 40,65, respectivamente).  Los números, en cambio, se elevan en la región. Así y todo, en Uruguay se paga la mitad que acá (62,25). Los chilenos, en tanto, pagan bastante caro por este indispensable elemento de baño: 102,90 pesos.    

Los contrastes también son marcados en dos productos frescos, el queso rallado (100 gramos) y las salchichas (paquete de 6 unidades). En el primer caso, las diferencias entre Rosario y el viejo continente oscilan el 50%. En París, el sobre de queso cuesta 13 pesos, mientras que en las góndolas rosarinas 26. Algo similar sucede con el embutido usado en los panchos. En Madrid se consigue a 9,70 pesos el paquete, casi tres veces menos que en las grandes cadenas locales (26).        

El impacto en los bolsillos

La comparativa de precios tiene más sustento al analizar el impacto que la compra de estos 20 productos tiene en los bolsillos de los consumidores según los salarios que perciben.  De acuerdo a estadísticas oficiales (año 2015), el ingreso medio mensual por habitante en las urbes europeas  --1600 euros en Madrid y 2.400 euros en Londres– deja muy atrás a los 903 dólares (13.096 pesos) que percibe de media un ciudadano argentino.

A un madrileño, adquirir este paquete de productos le supone un 2,5% de su sueldo y a un parisino apenas un 1,9%. ¿Qué ocurre con un rosarino? El porcentaje se incrementa considerablemente, llegando a un 7% de su sueldo,  por lo que hacer la misma compra tiene acá casi el triple de impacto en la economía de una familia.

En las ciudades vecinas, los bolsillos son aún más estrechos debido a que los salarios medios en dólares son bastante más bajos respecto a los que se perciben en nuestro país. En Chile, un sueldo promedio ronda los 666 dólares y en Uruguay 520.

De esta manera, a un consumidor trasandino la compra de estos 20 productos le significa un 9% de sus haberes, mientras que a un uruguayo un 11%.   

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo