sec-corbata

El presidente de Cataluña declaró la independencia, pero al toque la suspendió

Desazón entre los independentistas por la decisión del p`residente de Cataluña (EFE)

El presidente del Gobierno regional de Cataluña, Carles Puigdemont, declaró este martes la independencia de esta región española, pero luego le pidió al Parlamento que la "suspenda" para "emprender un diálogo para llegar a una solución acordada". “Con los resultados (del referéndum secesionista) del 1 de octubre, Cataluña se ha ganado el derecho a ser un Estado independiente”, sentenció Puigdemont ante el Parlamento regional y agregó: “Si todo el mundo actúa con responsabilidad, el conflicto se puede resolver de manera serena. Por nosotros no quedará”.

El presidente catalán anunció que su "gobierno está haciendo un gesto de responsabilidad", destacó que "este conflicto se puede resolver de manera acordada" y llamó a la sociedad, la dirigencia política y los medios de comunicación a contribuir "con sus palabras a rebajar la tensión" del creciente conflicto entre Barcelona y Madrid, que tuve su punto más álgido el domingo del referéndum cuando la Policía Nacional y la Guardia Civil reprimieron a miles de independentistas y dejaron un saldo de casi 900 heridos. 

Puigdemont en el Parlamento (EFE)

"Hay muchas propuestas serias de mediación, algunas de las cuales eran difíciles de imaginar hace poco tiempo", contó el presidente catalán, agregando que "los resultados (del referéndum) tendremos que tenerlos en cuenta en la época de diálogo que estamos dispuestos a asumir".

Tras hacer esta explicación, Puigdemont pidió al parlamento regional que no avance en la declaración de independencia, como había prometido hasta hace sólo unos días, tras anunciar que el referéndum, pese a la represión y la baja participación, había terminado con un 90% de votos por el 'Sí'.

"Con toda solemnidad proponemos que el parlamento suspenda la declaración de independencia para emprender un diálogo para llegar a una solución acordada", aseguró, y desató un inmediato debate en los medios y dentro del propio hemiciclo sobre qué significó su declaración a favor de la independencia y su posterior llamado a postergarla en pos de un diálogo con España que evite una crisis política mayor.

Apoyos y críticas

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, celebró que Puigdemont no haya declarado la independencia durante su intervención en el Parlamento regional e invitó al gobierno de Mariano Rajoy a dialogar.  "Creo que podemos afirmar que el president de la Generalitat no ha declarado hoy la independencia. No ha habido declaración unilateral de independencia (DUI)", afirmó Iglesias en una conferencia de prensa, en la que pidió al presidente del gobierno español "que también él se preste al diálogo".

El partido anticapitalista Candidatura de Unidad Popular (CUP), socio del gobierno catalán en la carrera por la secesión, anunció que no comparte la decisión de Puigdemont. "Creemos que hoy tocaba proclamar solemnemente la república catalana y quizás hemos perdido una oportunidad", aseguró la diputada Anna Gabriel al intervenir en la sesión plenaria del parlamento regional. 

Por otro lado, el líder de los socialistas catalanes, Miquel Iceta, pidió elecciones anticipadas en Cataluña para dar una salida al conflicto de secesión, tras afirmar que el presidente catalán no puede suspender una declaración de independencia que no hizo. "No se puede suspender una declaración que no se ha hecho", sostuvo Iceta, en respuesta a la intervención de Carles Puigdemont.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo