sec-corbata

Cuatro hechos en menos de 24 horas

En zona sur, zona oeste y pichincha. Ningún barrio parece estar a salvo de esta modalidad de robo que se incrementa y que en algunos casos la violencia no se escatima. Desde la Provincia dicen estar atendiendo la situación

El secretario de Seguridad de la provincia, Omar Pereyra, reconoció un aumento de los casos de entraderas con mayor violencia en las últimas dos semanas. En declaraciones a la prensa expresó estar trabajando “para determinar algunos patrones y la modalidad delictiva para ver cuáles son las bandas que puedan estar actuando”.

Además agregó que en estos casos en general los ladrones tienen “conocimiento previo de la existencia de dinero”. Es decir que las viviendas no serías elegidas al azar. En ese sentido dijo que se “están cruzando llamadas, aunque a veces lleva tiempo llegar a los resultados”.

Primer caso

Cerca de las 18 horas de este domingo, a la altura de Ayolas al 400, un hombre de 67 años fue abordado en la puerta de su casa por al menos dos hombres que lo golpearon y le exigieron dinero.

El motín fue abultado: los ladrones se llevaron 60.000 pesos, dólares, y armas que el dueño tenía como parte de una colección. En tanto la víctima terminó internado en observación en el Hospital Roque Sáenz Peña a causa de los golpes. Su estado era estable.

Segundo caso

En la misma zona y a las pocas horas del primer hecho, a la altura de Chacabuco al 3100, dos delincuentes ingresaron a una casa por la puerta de un garage y golpearon al dueño (55), en la cabeza, luego lo encerraron en una pieza con su esposa (55) y su hija (22).

Se llevaron 6.000 pesos, 1.600 dólares y alhajas. Los delincuentes tenían handies con frecuencia de la policía.

Tercer caso

Este lunes a la madrugada en zona oeste, a la altura de Génova al 8600, tres delincuentes armados violentaron la puerta de ingreso a un domicilio y se llevaron 20 mil pesos en efectivo. La mujer de 58 años que se encontraba en el lugar está bien y sin lesiones.

Cuarto caso

Este lunes a las 11.20, en Alvear al 800, cuatro delincuentes armados ingresaron a un departamento ubicado en el cuarto piso de un edificio, aprovechando el ingreso de la empleada doméstica, de 55 años.

Una vez adentro redujeron a dos jóvenes que se encontraban en el inmueble - dos hermanos de 20 y 23 años hijos de los dueños de casa – y les hicieron abrir una caja fuerte de la que sustrajeron dólares y joyas. Luego tomaron otros objetos de valor como relojes, celulares y una play station y se dieron a la fuga no sin antes dejar a los habitantes de la casa maniatados.

Los cuatro actuaron a cara descubierta y, al igual que en el segundo caso, los delincuentes tenían handies con frecuencia policial. La denuncia quedó asentada en la comisaría 2ª por razones de jurisdicción.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo