sec-corbata

Camaristas confirman condena a un taxista que abusó de dos niños

Carina Lurati, jueza del tribunal que ratificó el fallo de primera instancia.

Los jueces de Cámara Penal de Apelaciones Carolina Hernández, Daniel Acosta y Carina Lurati confirmaron este miércoles una condena a seis años de prisión contra un hombre de 67 años por abusar sexualmente de dos niños.

Desde el Ministerio Público de la Acusación informaron que la ratificación de la pena confirmó que Adolfo B., taxista de oficio, "abusó de ambos aprovechando la relación de confianza que mantenía con las familias de las víctimas, ya que eran vecinos e incluso habían llegado a compartir fiestas de fin de año".

Las víctimas tenían en ese momento once años de edad, y eran hijos de dos familias distintas, vecinas entre sí, que le habían dispensado confianza al taxista. Por lo tanto, era natural que los niños visitaron con frecuencia a ese vecino, almorzaran con él y le hicieran mandados a cambio de alguna propina. "Pero también para que guardaran silencio acerca de lo que ocurría en esa casa", detalló un portavoz de Tribunales.

La situación salió a la luz en mayo de 2014 cuando uno de los niños, una mañana antes de ir al colegio, rompió en llanto y contó a su madre los abusos a los que era sometido. La mujer denunció de inmediato la situación.

Tras ser indagados los dos chicos con Cámara Gesell, los magistrados consideraron que el testimonio brindado resultó “verosímil, espontáneo, creíble y sincero". Se sumó a la causa declaraciones de familiares, maestras, psicólogos y médicos forenses.

En mayo pasado Bachmann fue condenado a seis años de prisión por el juez Carlos Curto, y tras la apelación de su defensa, este miércoles la Cámara Penal confirmó esa condena. Resta que un juez de Ejecución Penal decida de qué modo cumplirá la pena, dada su avanzada edad, ya que al momento de los abusos tenía 67 años.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo