Un tatuador que se suma a la lucha contra el cáncer de mama

Fernando Manavella, un tatuador de la localidad de Firmat, encontró una manera personal y particular de ayudar a mujeres que sufrieron cáncer de mama

La propuesta no es nueva. Por suerte, muchos tatuadores alrededor del mundo llevan adelante esta práctica solidaria: diseñar y tatuar gratis el pezón y la aureola en las mamas de las mujeres que tuvieron que someterse a una mastectomía (total o parcial) a causa del cáncer. La novedad es que está pasando acá cerquita. Fernando Manavella, un tatuador con más de 20 años de experiencia de la vecina localidad de Firmat, se sumó a la movida. 

“Esto surgió espontáneamente, casi sin pensarlo. Es más, vi que hay una movida ya instalada de colegas que hacen lo mismo. Por eso es lógico considerar que se ayuda a quienes pasaron por esto a verse mejor. Y claramente les hace bien. Sin dudas se sienten distintas muchas veces”, comentó Manavella a medios locales. Reconoció que su trabajo “no es magia” y que “es difícil tatuar algo así. Pero consideré que estaba a la altura de la situación. Nada más”.

La reconstrucción mamaria que sigue a una intervención quirúrgica tan abrumadora como una mastectomía es un proceso nada sencillo de llevar adelante física y emocionalmente. La autopercepción de las mujeres después de atravesar una experiencia así se ve claramente afectada.

Y es en esta instancia donde Manavella hace su aporte: recreando el pezón y la areola, para que la mama recupere lo más posible su aspecto. ¿Lo importante? Lo hace totalmente gratis.

El tatuador reconoció que es un trabajo nada sencillo, porque recrear volumen y proyección requiere una técnica muy particular que genera un efecto 3D. Su objetivo es alcanzar la simetría con la mama contralateral, tanto en ubicación como en apariencia y color. Contó también que ya realizó varias intervenciones y que está recibiendo varias consultas de mujeres de la zona. Una práctica para imitar.
 

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo