El viento va soplando y la tormenta viene llegando

Si era cuestión de creer en el pronóstico, la semana se terminaba con calor pero sin lluvias. Pero, se sabe, el pronóstico a veces parece un horóscopo en donde todo se reduce a “creer o no creer”. Y hoy era cuestión de no creer demasiado.

Es que a media mañana de este viernes, cuando la térmica superaba los 30 grados, el Servicio Meteorológico Nacional lanzó un alerta por tormentas fuertes para la región. 

“Sobre el área de cobertura prevalece una masa de aire húmeda e inestable donde se desarrollarán áreas de lluvias y tormentas. Se espera que las mismas produzcan abundante caída de agua, ráfagas y ocasional caída de granizo”, precisan los expertos, que además del sur y centro de Santa Fe, comprende oeste de Buenos Aires, Córdoba, La Pampa, este de La Rioja, centro y este de Mendoza, este de San Juan y San Luis.

¿Qué se viene? Si se le cree al pronóstico no el finde no pinta bien. Será caluroso e inestable. Para el sábado la máxima llegará a 37 grados, y se esperan lluvias para la noche. El domingo amanecerá lluvioso, pero no menos pesado: la máxima llegaría a los 34. El lunes seguiría inestable y con presencia de lluvias, aunque el calor “aflojaría”, llegando a una máxima de “apenas” 32 grados. Claro que todo pronóstico puede fallar.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo