Después de la tormenta siempre llega la calma

Como si ya fuera una costumbre, el sábado luego de del viernes trajo un respiro, porque la tormenta se llevó el calor agotador de la semana, y también las gotas.

Nubes y vientito son las claves de este sábado, que amaneció con un aire renovado y busca continuar así,con una temperatura mínima de 17 y una máxima de 27 grados.

Es un día ideal para todos los planes: parque, pileta o adentro con buena compañía.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo