Una fuente pública de cerveza

No es para refrescarse, no atiende a una estricta necesidad de hidratación, pero sin embargo será el bebedero más visitado de todos los tiempos. Es que en Eslovenia no pudieron tener mejor idea que crear un dispenser público de cerveza.

Por más que parezca una idea extravagante, es un claro atractivo turístico. El pueblo donde se va a instalar esta fuente adorada por los cerveceros se llama Zalec y está situado en Valle de la Baja Savinja, al que se lo conoce con el sobrenombre del 'Valle del oro verde', por su alta producción de lúpulo, uno de los principales ingredientes de la cerveza.

El pueblo de 5 mil habitantes está ubicado a unos 60 kilómetros de Liubliana, capital de Eslovenia y gozará de la fuente pública de cerveza en su plaza central. La misma brindará distintos tipos de cervezas locales y como todo tiene un precio en esta vida, aunque sea pública no es gratuita.

Los turistas se podrán llevar una taza conmemorativa del lugar y la posibilidad de llenarla hasta tres veces por la ¿módica? Suma de 6 euros, unos 100 pesos.

Este proyecto se aprobó a pesar del pensamiento discordante de la oposición y de algunos vecinos que no ven del todo razonable que se inviertan los 350.000 euros presupuestados a la construcción de una fuente de cerveza.

La mitad de la inversión estará en manos de la administración pública mientras que la otra mitad irá a cargo de aportes voluntarios y los asociados comerciales. Se espera que con esto el pueblo se termine de convertir en un lugar de referencia para los cerveceros, impactando en su turismo y así en la sustentabilidad de la economía local.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo